La Unión Europea viola más los DDHH que Cuba: 62 pruebas de Amnistía Internacional
Objetivo: Falsimedia
Jueves, 22 de Noviembre de 2012

Carga Policial 25S Madrid

Basado en un texto de Salim Lamrani en el blog “La pupila insomne” y Cubainformación

Este mismo video en Youtube

JW Player goes here

Texto adaptado:

La Unión Europea viola más los DDHH que Cuba: 62 pruebas de Amnistía Internacional

Cubainformación TV - Basado en un texto de Salim Lamrani en el blog “La pupila insomne” y Cubainformación.- Desde 1996, la Unión Europea impone a Cuba la llamada Posición Común, que implica sanciones y limita intercambios políticos, diplomáticos y culturales. El argumento es la situación de supuesta violación de derechos humanos en la Isla. Es decir, el mismo que el del bloqueo económico de Estados Unidos.

Curiosamente, según el último informe de Amnistía Internacional, la Unión Europea está bien lejos de poder dar lecciones a Cuba en materia de derechos humanos.

El investigador francés Salim Lamrani ha comparado los capítulos sobre Cuba y sobre la Unión Europea en el citado informe de Amnistía Internacional. Y nos dice que, en Cuba, no se registra caso alguno en 62 categorías de grave violación de derechos básicos que sí se dan en países de la Unión Europea.

De estos 62 epígrafes, mencionaremos unos pocos.

Por ejemplo, en Cuba no se registran asesinatos cometidos por las fuerzas del orden, como en Austria, Bulgaria, Francia, Italia, Reino Unido o Suecia; actos de tortura y tratos inhumanos o degradantes por las autoridades, como en Alemania, Austria, Bélgica, Eslovaquia, España, Francia, Grecia, Italia, Portugal, Rumania o Reino Unido; estigmatización de minorías étnicas por parte del presidente de la República, como en Francia o Rumania; discriminación legal hacia las minorías sexuales con penalización de la homosexualidad, como en Lituania; o esterilización forzosa de mujeres procedentes de ciertas minorías, como en Eslovaquia o la República Checa.

Son unos pocos ejemplos, entre centenares, que ilustran la hipocresía y el cinismo de los gobernantes de la Unión Europea, que mantienen la citada Posición Común desde 1996 por una supuesta grave situación de los derechos humanos en Cuba.

Mientras, en los principales estados del Viejo Continente se cometen graves violaciones de los derechos humanos, más sistemáticas, flagrantes y masivas que las que la propia Unión Europea dice que existen en Cuba. Por cierto, de todo esto, en los grandes medios, no leeremos ni una palabra.

Texto original:

Lo que dice Amnistía Internacional sobre Cuba y la Unión Europea

Salim Lamrani - Blog “La pupila insomne” / Cubainformación.- Desde 1996, la Unión Europea impone una Posición Común – la única en el continente americano– desde 1996 al Gobierno cubano. Ésta limita los intercambios políticos, diplomáticos y culturales por la situación de “los derechos humanos y de las libertades fundamentales”.[1] La Posición Común constituye el pilar de la política exterior de Bruselas respecto a La Habana y representa el principal obstáculo para la normalización de las relaciones bilaterales.

En efecto, Estados Unidos justifica oficialmente la imposición de las sanciones económicas, en vigor desde julio de 1960 y que afectan a todos los sectores de la sociedad cubana, en particular a las más vulnerables, por las violaciones de los derechos humanos. De 1960 a 1991, Washington explicó que la alianza con la Unión Soviética era la razón de su hostilidad hacia Cuba. Desde el desmoronamiento del bloque del Este las diferentes administraciones, desde Georges H. W. Bush hasta Barack Obama, han utilizado la retórica de los derechos humanos para explicar el estado de sitio anacrónico, el cual lejos de afectar a los dirigentes del país, hace pagar el precio de las divergencias políticas entre las dos naciones a los ancianos, las mujeres y los niños.[2]

Una Posición Común discriminatoria e ilegítima

La Posición Común, que oficialmente se justifica por la situación de los derechos humanos, es discriminatoria en la medida en que el único país del continente americano, desde Canadá hasta Argentina, que la Unión Europea estigmatiza de este modo es Cuba. No obstante, según el último informe de Amnistía Internacional (AI), la Isla del Caribe se encuentra lejos de ser el peor alumno del hemisferio en términos de violación de los derechos fundamentales.[3]

La Posición Común es también ilegítima. En efecto, Amnistía Internacional presenta un balance severo y sin concesiones sobre la situación de los derechos humanos en el Viejo Continente. Así, para Cuba, y contrariamente a los países miembros de la Unión Europea, Amnistía Internacional no señala ningún caso:

-de asesinato cometido por las fuerzas del orden (Austria, Bulgaria, Francia, Italia, Reino Unido, Suecia),

-de asesinato de menores por las fuerzas del orden (Grecia),

-de asesinatos de niños que padecen enfermedades mentales (Bulgaria),

-de responsabilidad en un genocidio (Bélgica),

-de actos de tortura y tratos inhumanos o degradantes por las autoridades (Alemania, Austria, Bélgica, Eslovaquia, España, Francia, Grecia, Italia, Portugal, Romania, Reino Unido),

-de actos de tortura y tratos inhumanos o degradantes por las autoridades contra menores (Bélgica, Bulgaria, Dinamarca),

-de actos de tortura por las autoridades con el apoyo al más alto nivel del Estado (Reino Unido),

-de impunidad para las fuerzas del orden culpables de asesinato (Bulgaria, Francia, Suecia),

-de impunidad para las fuerzas del orden culpables de tortura y otros malos tratos (Alemania, Bélgica, España),

-de uso de pruebas conseguidas bajo la tortura (Romania),

-de obstáculo a la justicia y a las indemnizaciones para las víctimas de tortura y de malos tratos cometidos por las fuerzas del orden (Alemania),

-de expulsión de personas, incluso de menores, hacia países que practican la tortura o donde hay riesgos de persecución (Alemania, Austria, Bulgaria, Chipre, Dinamarca, Eslovaquia, España, Italia, Malta, Países Bajos, Reino Unido, Suecia),

-de represión violenta de manifestaciones por parte de las fuerzas del orden (Alemania, Bélgica, Grecia),

-de brutalidades policiales con carácter racista contra extranjeros y miembros de las minorías étnicas (Austria),

-de detención secreta de presos y de transferencia hacia países que practican la tortura (Alemania, Bélgica, Lituania, Romania),

-de tráfico de seres humanos y de esclavitud (Chipre, España, Grecia, Italia, Reino Unido),

-de trabajos forzosos (Chipre)

-de suicidio de menores en prisión (Autria),

-de falta de asistencia médica, social o jurídica para los solicitantes de asilo (Bélgica),

-de discriminación legal hacia las minorías étnicas (Bélgica, España),

-de discriminación generalizada contra las minorías (Bulgaria, Dinamarca, Grecia, Hungría),

-de discriminación por parte de los tribunales de justicia hacia las minorías (Bélgica),

-de expulsión por la fuerza de miembros de minorías étnicas así como de destrucción de su vivienda por las autoridades (Bulgaria, Grecia, Romania),

-de agresiones racistas generalizadas (Bulgaria),

-de agresiones recurrentes contra las minorías sexuales (Bulgaria, Eslovaquia, Italia),

-de no reconocimiento de los derechos de las minorías sexuales por las autoridades (Chipre),

-de apoyo de las fuerzas del orden a movimientos de extrema derecha en manifestaciones (Chipre),

-de violencia recurrente contra las mujeres (Dinamarca, España, Finlandia, Malta, Portugal, Suecia),

-de violencia recurrente contra chicas y niñas (España, Finlandia, Portugal),

-de castigos físicos contra niños en los centros especializados para los menores (España),

-de impunidad jurídica para los responsables de violencias sexuales contra mujeres (Dinamarca, Finlandia, Suecia),

-de detención de menores en prisiones para adultos (Dinamarca),

-de detención de menores que solicitan el asilo (Finlandia, Países Bajos),

-de detenciones secretas (España),

-de prohibición de investigar crímenes de derecho internacional (España),

-de violación de la libertad religiosa de las mujeres (España, Francia, Países Bajos),

-de estigmatización de las minorías étnicas por parte del presidente de la República (Francia, Rumania),

-de discursos políticos discriminatorios por parte de las autoridades (Eslovenia, Francia, Hungría, Italia, Romania),

-de discriminación racial contra las minorías (Eslovenia, Italia, Portugal),

-de no acceso a la educación y a una vivienda decente para las minorías étnicas (Francia, Italia, Portugal),

-de condiciones de detención inhumanas (Grecia, Irlanda, Italia),

-de violencias con carácter racista (Grecia, Hungría, República Checa),

-de agresión de periodistas por las autoridades (Grecia),

-de violencias por las autoridades hacia las minorías y solicitantes de asilo (Grecia),

-de segregación racial en la enseñanza y de exclusión de niños de las minorías étnicas del sistema educativo (Eslovaquia, Eslovenia, Grecia, Hungría, Italia, República Checa, Romania),

-de escolarización de los niños procedentes de las minorías en instituciones para enfermos mentales (República Checa),

-de segregación racial en el acceso a la salud (Eslovaquia, Eslovenia, Hungría, Italia, Romania),

-de crímenes con carácter racista (Hungría, República Checa),

-de impunidad para los responsables de crímenes con carácter racista (Hungría),

-de crímenes con carácter antisemita (Hungría),

-de crímenes contra las minorías sexuales (Hungría),

-de violación de los derechos de los niños (Irlanda),

-de malos tratos contra niños (Irlanda),

-de fallecimientos de niños confiados a los servicios públicos de protección de la infancia por falta de atención médica (Irlanda),

-de no respeto de los derechos de las minorías sexuales (Irlanda),

-de violación de los derechos de los solicitantes de asilo (Irlanda),

-de condiciones de vida “totalmente inaceptables e inhumanas” en los hospitales (Irlanda),

-de violación del derecho al aborto (Irlanda),

-de prohibición legal del aborto (Malta),

-de negación de inscribir la tortura entre los crímenes sancionados por el Código Penal (Italia),

-de disposiciones legislativas discriminatorias hacia las minorías sexuales con una penalización de la homosexualidad (Lituania),

-de políticas y prácticas gubernamentales discriminatorias según el origen étnico (Países Bajos),

-de esterilización forzosa de mujeres procedentes de las minorías (Eslovaquia, República Checa),

-de personas eliminadas arbitrariamente de los registros de la población (Eslovenia)[4].

Conclusión

Al ver los informes de Amnistía Internacional, resulta difícil para la Unión Europea pretender que la Posición Común de 1996, todavía vigente, se justifique por la situación de los derechos humanos en Cuba. En efecto, las principales naciones del Viejo Continente presentan también graves violaciones de los derechos humanos, a menudo peores que las que se comenten en Cuba. Así, la autoridad moral de Bruselas se vuelve discutible.

La Europa de los 27 debe normalizar las relaciones con La Habana y demostrar que su política exterior no es tributaria de la de la Casa Blanca. Al abrogar la Posición Común y al adoptar una postura racional, constructiva e independiente, la UE dará un paso en la dirección adecuada. Bruselas entenderla especificidad de la idiosincrasia cubana. En efecto, el gobierno de la Isla está dispuesto a todo -menos la negociación de la soberanía y de la identidad nacionales– cuando las relaciones se basan en el diálogo, el respeto y la reciprocidad –como lo ha demostrado el acuerdo con la Iglesia Católica y España que ha desembocado en la liberación de todos los prisioneros llamados “políticos”. En cambio, se muestra resueltamente inflexible –sólo basta ver el estado de las relaciones entre Washington y La Habana desde hace medio siglo– cuando el lenguaje de la fuerza, de la amenaza o de la coacción toma el paso sobre la diplomacia convencional.

*Doctor en Estudios Ibéricos y Latinoamericanos de la Universidad Paris Sorbonne-Paris IV, Salim Lamrani es profesor titular de la Universidad de la Reunión y periodista, especialista de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos. Su último libro se titula Etat de siège. Les sanctions économiques des Etats-Unis contre Cuba, París, Ediciones Estrella, 2011, con un prólogo de Wayne S. Smith y un prefacio de Paul Estrade.

Contacto: lamranisalim@yahoo.fr ; Salim.Lamrani@univ-reunion.fr

Página Facebook: https://www.facebook.com/SalimLamraniOfficiel


[1] Conseil de l’Union européenne, « Conclusion du Conseil. Evaluation de la position commune de l’UE relative à Cuba », 15 de junio de 2009. http://ec.europa.eu/development/icenter/repository/council_conclusions_UE_cuba_20090615_FR.pdf (sitio consultado el 2 de octubre de 2012. [2] Salim Lamrani, Etat de siège. Les sanctions économiques des Etats-Unis contre Cuba, Paris, Editions Estrella, 2011. [3] Amnistie Internationale, Rapport 2011. La situation des droits de l’homme dans le monde, 2011. http://files.amnesty.org/air11/air_2011_full_fr.pdf (sitio consultado el 15 de septiembre de 2011). [4] Ibid.

Comentarios (3)

...
E' nota da anni la doppia morale, del cd. primo mondo democratico, e guardate in che condizioni sono migliaia di lavoratori nei nostri democratici paesi Ue, ricattati e derubati della dignita. Ho vissuto a Cuba, e posso affermare che chi insulta è Cubana del commento precedente, ma si sa certi cubani fuoriusciti sono più realisti del re, fanno a gara a denigrare il loro paese, sperando di essere considerati i più democratici tra i democratici, in genere sono la parte peggiore della società, mai si degnano di riconoscere i lati positivi di una società come quella cubana, il loro modello spesso è Yoani Sanchez, perchè aspirano a guadagnare più soldi possibile sp**ando sulla loro patria.
Antonio Cienfuegos , jueves, 22 de noviembre de 2012
...
Excelente artículo, lástima como dicen que no se verá una sola línea de esto en los grandes medios que solo ven lo que les dicen que vean. Felicidades
Ricardo del Risco Alfonso , jueves, 22 de noviembre de 2012
...
Eso es mentira. En Cuba, mas de una vez fui maltratado por policias. Una vez uno de ellos me pidio dinero para no multarme por no llevar encima el carne de identidad, yo tenia 17 annos. Otra vez, uno me puso contra el carro de patrulla, me cacho, reviso mi billetera y voila! cuando la mire de nuevo, me faltaba todo el dinero. Y luego a quien le reclamas? A los mismos policias? Que conste, no soy un delincuente, ni parezco uno.

Ademas, comparar las violaciones que se cometen en un continente entero con una pequena region es una comparacion poco ilustrativa. Ademas de que muchas cosas no aplican como los maltratos a minorias etnicas, ya que en Cuba no existen "minorias etnicas".

No voy, ademas, a hablar de todas las violaciones que se saben que se cometen en Cuba. Este articulo es un insulto.
Cubano , jueves, 22 de noviembre de 2012

Escribir comentario

corto | largo

busy
 

Lo último

20 de Diciembre // 05:00
miembros-de-cubainformacion-estuvieron-en-la-conferencia-de-chavez-en-1994-nadie-se-imaginaba-lo-que-comenzaba-en-america-latinaa Esta tertulia de TV es, a su vez, un fragmento del programa semanal de Cubainformación Radio 
19 de Diciembre // 16:02
este-sabado-en-el-canal-educativo-2-de-la-tv-cubana-comienza-la-pupila-asombradaa Silvio Rodríguez entrevistado para La pupila asombrada en los estudios Ojalá. Blog "La pupila insomne".- Este sábado 20 de diciembre, a las[...]
19 de Diciembre // 11:49
lazaro-oramas-de-cubainformacion-en-euskal-telebista-por-primera-vez-un-gobierno-de-eeuu-trata-con-respeto-a-cuba-una-alegria- Lázaro Oramas, representante de la Asociación Euskadi-Cuba y miembro del equipo de Cubainformación TV, estuvo en 'Sin ir más lejos', un[...]
Banner

La columna

Esperança numa paz duradoura

News image

Celino Cunha Vieira - Associação Portuguesa José Marti / Cubainformación.- uem me conhece sabe bem que não morro de amores pela política interna e externa dos EUA, mas no passado dia 17 de Dezembro gostei de ouvir o Presidente Obama, principalmente depois de libertar os 3 heróis cubanos que estavam presos por combaterem o terrorismo que a administração norte-americana financia e permite que actue desde o seu território contra Cuba. 

Celino Cunha Vieira (Português) | Viernes, 19 Diciembre 2014

Revista
Lo + leido
Recomendamos