Randy Alonso Falcón, Lissett Izquierdo Ferrer, Andy Jorge Blanco, Karina Rodríguez Martínez - Cubadebate / Mesa Redonda - Foto: Estudios Revolución.- Para informar sobre los daños causados por la tormenta tropical Eta en diversos territorios del país y el proceso de recuperación de los mismos, comparecieron este miércoles en la Mesa Redonda el vice primer ministro y titular de Economía, Alejandro Gil Fernández, así como los ministros de la Agricultura y la Construcción y el presidente del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos.


Al iniciar su intervención Gil Fernández señaló que Cuba se preparó para el paso de la tormenta tropical Eta, para lo cual se tomaron medidas con el fin de evitar la pérdida de vidas humanas y daños materiales.

Puntualizó en el recorrido gubernamental por las provincias más afectadas por el paso del fenómeno meteorológico, como fueron Cienfuegos y Villa Clara.

Asimismo, destacó que como resultado de la tormenta tropical Eta aproximadamente 89 000 personas fueron evacuadas, entre centros destinados a este fin y casas de familiares, amigos o vecinos.

En ese sentido, el ministro de Economía reconoció la disciplina de la población y el empeño en la fase recuperativa, al tiempo que subrayó que existen daños en la economía del país, “pero estamos enfrascados en la etapa de recuperación”.

En otro momento del espacio televisivo, Gil Fernández aseguró que el Gobierno cubano brinda seguimiento permanente a la recuperación de los territorios de los daños ocasionados por los últimos eventos meteorológicos.

Comentó que en los análisis de los estados de opinión de la población, la mayoría favorece la gestión del Gobierno en función de enfrentar los daños, “pero es una realidad que existen preocupaciones debido a la situación de la economía”. “¿Se empeorará la situación? ¿Qué pasará con la alimentación?”, se preguntan muchos.

Es cierto que estos eventos han ocurrido en momentos en que la economía presenta una situación tensa, reconoció el ministro, aunque aseguró que se trabajará porque la recuperación sea lo antes posible, “pero si perdimos los semilleros de tabaco o de tomates o de arroz y hay que volverlos a sembrar, tendremos que volver a gastar el combustible y la fuerza de trabajo. Nos costará el doble”.

“Hay un daño y tenemos que enfrentarlo”, manifestó y dijo que este miércoles se evaluó con la dirección del país los niveles productivos que se proyectan para el 2021. “Y no vamos para atrás. La proyección que tiene la economía para 2021 es crecer en las producciones agropecuarias”, acotó.

Dijo que el país dispone, aunque limitados, de los recursos básicos para impulsar la recuperación en la agricultura, recursos hidráulicos, en el sector de la vivienda y en viales.

El ministro se refirió a que el país está acostumbrado a este tipo de eventos meteorológicos, y que el Presupuesto del Estado posee una reserva para enfrentarlos. “Por eso tenemos que mirar siempre hacia adelante”.

Hizo alusión a ideas expresadas en varios momentos por el Comandante en Jefe Fidel Castro, y subrayó que “tenemos que consagrarnos y enfrentar con firmeza la actual situación, que no será la única, vendrán otras más adelante, y tenemos que tener las reservas, la capacidad de maniobra, de respuesta y, sobre todo, contar con la disciplina y la unidad del pueblo”.

“Estamos convencidos de que saldremos adelante de los impactos de la tormenta tropical Eta y que estaremos en mejores condiciones de enfrentar el año 2021 con un plan que incorpora la recuperación”, resumió.

Valoró que 2021 será otro año complejo, pero ya hay actividades que se van recuperando como el turismo, mientras están previstas medidas que permitan a la vez el desarrollo socioeconómico del país.

Situación hidráulica antes y después de Eta

El presidente del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INRH), Antonio Rodríguez Rodríguez, señaló el trabajo de la institución en el fortalecimiento del sistema de alerta temprana hidrometeorológica.

“Esta vez pudimos anticiparnos con 72 horas sobre lo que iba a ocurrir con los embalses a partir de las lluvias que se esperaban”, aseveró.

Rodríguez informó que el país llegó al evento con los suelos saturados, debido a volúmenes de lluvia importantes, a lo cual añadió que del 6 al 12 de noviembre se acumuló el 152% de la media nacional, debido al paso de la tormenta.

El presidente del INRH destacó que pese a las intensas lluvias en poco tiempo, los embalses y la infraestructura hidráulica del país, permitió controlar la situación. En ese sentido, destacó que hoy existe el agua suficiente en Cuba para la siembra de arroz.

En el caso de la capital, el directivo señaló que las fuentes de abasto que estuvieron en estados desfavorables, hoy están normales, pero el canal de Vento y Ariguanabo se encuentran por debajo de la media, por lo que algunas personas han tenido restricciones de horario.

Los números de las pérdidas y la recuperación en la agricultura

El ministro de la Agricultura, Gustavo Rodríguez Rollero, informó que en la agricultura, la campaña de frío es una de las más importantes, porque de esta tributan más del 60% de los cultivos para el próximo año. “Nosotros preparamos las tierras en el mes de julio y agosto, para comenzar la siembre de los cultivos principales en septiembre”, puntualizó.

Eta vino a complementar la difícil situación que tenía la agricultura, debido a las intensas lluvias que dificultaban la preparación de las tierras. De igual forma afectaron otros eventos meteorológicos, como la tormenta tropical Laura.

Entre las principales afectaciones causadas por Eta se encuentran 12 cultivos:

  • Plátano: un área de 1 858 hectáreas con afectación con un estimado de 6 962 toneladas, se han recuperado 356 hectáreas al 19%. Por provincias las mayores afectaciones en Ciego de Ávila: 1549 hectáreas con 6 576 toneladas.
  • Frijol: 3 451 hectáreas con un estimado de 1485 toneladas, se han recuperado 294 hectáreas al 9%. Por provincias las mayores afectaciones en Pinar del Río 749 hectáreas con 473 toneladas y Ciego de Ávila 1 218 hectáreas con 796 toneladas.
  • Maíz: 1 415 hectáreas con un estimado de 468 toneladas, se han recuperado 158 hectáreas al 11 %. Por provincias las mayores afectaciones en Ciego de Ávila 407 hectáreas con 338 toneladas.
  • Tomate: 1 105 hectáreas con un estimado de 2 489 toneladas, se han recuperado 45 hectáreas al 4 %. Por provincias las mayores afectaciones en Ciego de Ávila 252 hectáreas con 1 358 toneladas.
  • Yuca: 4 052 hectáreas con un estimado de 10 225 toneladas, se han recuperado 646 hectáreas al 16 %. Por provincias las mayores afectaciones en Pinar del Río 1 865 hectáreas con 4 536 toneladas, Villa Clara 493 hectáreas con 2 470 toneladas y Ciego de Ávila 626 hectáreas con mil 356 toneladas.
  • Cebolla: 74 hectáreas con 831 toneladas, no se reporta recuperación. Por provincias las mayores afectaciones en Sancti Spíritus 62 hectáreas con 750 toneladas.
  • Boniato: 875 hectáreas con un estimado de 1126 toneladas, se han recuperado 189 hectáreas al 17 %. Por provincias las mayores afectaciones en Pinar del Río 568 hectáreas con 1398 toneladas y Ciego de Ávila 178 hectáreas con 566 toneladas.
  • Arroz: 9 945 hectáreas con un estimado de afectación de producción de 19 576 toneladas de arroz cáscara húmedo, de ellas se estima de pérdidas totales 2 808 hectáreas con 7 336 toneladas.
  • Café: 882 toneladas de café cereza goteado, estimado de 114 toneladas de café oro.
  • Cacao: 74 hectáreas, con un estimado de 0.92 toneladas.
  • Tabaco agrícola: de un área sembrada de 1 171 hectáreas, se reportan 584 hectáreas perdidas y 222 hectáreas afectadas. Canteros de semilleros tradicionales de tabaco perdidos 189 621, canteros afectados 88 445, en túneles de tabaco 21 521 bandejas perdidas y 29 539 bandejas afectadas; posturas perdidas total 329 126 000.

En la agricultura urbana, suburbana y familiar, se afectaron 39 018 canteros, se han recuperado 17 148 al 44%. “Hay que decir que esta tecnología de producir hortalizas de hoja en organológicos y huertos resulta sumamente beneficiosa. Son los primeros lugares donde podemos recolectar comida en el proceso de recuperación”, señaló el ministro.

“En resumen hemos estimado una afectación 24 691 hectáreas, con una producción estimada de 43 162 toneladas, se han recuperado 1 688 hectáreas al 7%”.

En los animales no se presentaron tantas afectaciones. Se perdieron 279 colmenas y 1 713 930 gallinas ponedoras se mojaron, debido al mal estado de los techos, estando las mayores afectaciones en Pinar del Río, Artemisa, Camagüey, Holguín y en Santiago de Cuba.

Entre las principales acciones a desarrollar para la recuperación está impulsar el desarrollo de las campañas de siembra de cultivos varios, tabaco y arroz, como parte de la campaña de frío, sin renunciar a una sola hectárea de lo planificado, aun cuando haya que cambiar la estructura de cultivos.

“Se prioriza la zafra cafetalera, para poder cosechar todo el café maduro que existe y evitar el goteo del grano. También la recolección del producto está en el suelo, hasta donde sea posible. Así como estimular la preparación de tierra, la riega de semilla y la siembra de la campaña tabacalera para enmarcarla en la época óptima para este cultivo”, dijo Rodríguez Rollero.

Otra de las líneas estratégicas de trabajo es cosechar al máximo el arroz acamado maduro, se estiman bien las pérdidas y se adoptan todas las medidas para iniciar cuando sea posible la campaña de siembra de frío del arroz. El ministro de la agricultura puntualizó que están recuperando las casas de cultivo, en las que se desmontaron las cubiertas.

Situación de la construcción de viviendas en Cuba

El ministro de la Construcción, René Mesa Villafaña, informó en la Mesa Redonda que el plan del actual año contempla unas 41 014 viviendas, y que hasta el cierre de octubre se habían concluido 40 215, lo cual —vaticinó— “denota que habrá un cumplimiento del plan”, pese a la situación que presenta el país.

La proyección, destacó, es arribar en los próximos años a “una cifra que detenga el deterioro habitacional existente”, y argumentó que estos planes incluyen las viviendas construidas por el Estado, aquellas que son subsidiadas (las llamadas células básicas habitacionales) y las que se levantan por esfuerzo propio, cuya modalidad “ha tenido un renacer importante”. “El que más construye es el pueblo”, enfatizó.

De acuerdo con el ministro, hasta el cierre de octubre se habían terminado unas 10 547 viviendas por el plan estatal, otras 6 239 correspondientes a células básicas y 23 429 por esfuerzo propio.

Mesa Villafaña precisó que, hasta el momento, todas las provincias han ido cumpliendo las cifras fijadas para este 2020, incluso algunas presentan sobrecumplimientos.

El ministro puntualizó que en los últimos 20 años el impacto de eventos climatológicos en Cuba ha provocado un millón 160 886 afectaciones en el sector de la vivienda.  “La Isla ha sido muy atacada por este tipo de eventos extremos”.

De ese total, prosiguió, han sido resueltas un millón 107 330 viviendas, quedando pendientes por solucionar 53 556, de ellas el 96% son derrumbes totales o parciales de viviendas, “porque se le ha dado una alta prioridad a la solución de los techos”. Por ejemplo, dijo, “en 2019 quedaron prácticamente resueltas las afectaciones parciales y totales en los techos.

Por eso, detalló, las afectaciones existentes en la actualidad en el caso de los techos son las que han surgido durante el año, y “ya hay resuelto un porcentaje importante”.

Este 2020 se han sumado otras afectaciones provocadas por el paso de tormentas locales severas, intensas lluvias, tornados en algunos territorios y las tormentas tropicales Laura y Eta.

Al ofrecer datos preliminares, el titular de la Construcción contabilizó que al cierre de noviembre se reportan 779 viviendas afectadas, de ellas 49 son derrumbes totales, 160 derrumbes parciales, 62 y 470 derrumbes total y parcial de techo, respectivamente, así como 38 presentan filtraciones en cubierta.

“Más del 96% de los recursos necesarios están en el territorio”, subrayó el ministro y enumeró las provincias que tienen daños: Pinar del Río, Artemisa, Villa Clara, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Ciego de Ávila, Camagüey, Las Tunas, Granma y Guantánamo.

Entre Sancti Spíritus, Ciego de Ávila y Granma acumulan 596 afectaciones, las que han ido teniendo una rápida solución, acotó.

De las 779 viviendas afectadas, se han resuelto 123, y las provincias que exhiben mayores avances son Granma, Ciego de Ávila, Camagüey, Cienfuegos y Las Tunas. El ministro comentó que la prioridad está en los derrumbes totales y parciales de techos, los cuales se prevé queden solucionados entre noviembre y diciembre.

En cuanto a las afectaciones en viales, Mesa Villafaña especificó que en 11 territorios se contabilizan 150 daños principales, 97 en viales, 29 en obras de fábricas y 26 en puentes, en tanto se sigue evaluando “porque hay lugares a los cuales no se le ha podido llegar, sobre todo en las zonas montañosas”.

Afirmó que las brigadas están trabajando ya en todas las áreas detectadas, para dejarlas, incluso en mejores condiciones. “Estamos trabajando en función de lograr que en el mes de noviembre queden resueltas 41 afectaciones y completar el resto para diciembre”.

Mesa Villafaña puntualizó que la carretera central hubo algunas afectaciones ligeras, para lo cual hay que verter un nivel de asfalto.

Destacó el trabajo unido de las empresas constructoras, no solo aquellas pertenecientes al Ministerio de la Construcción, y subrayó el papel de los proyectistas, inversionistas y las unidades locales. “En los mismos territorios se han buscado las soluciones, lo cual ha permitido agilizar los procesos”.

El ministro anunció que, debido a las inundaciones ocurridas en determinados lugares, se evalúa la aplicación de soluciones definitivas, como en zonas de la Autopista Nacional y en el kilómetro 256 de Villa Clara.

La fábrica de cemento de Cienfuegos —considerada la más grande del país— tuvo una paralización debido a que la crecida del río Arimao provocó la ruptura del dique y de varias tuberías, lo que ha cortado el abasto hacia esa importante entidad productora.

En ese lugar, visitado recientemente por el Gobierno cubano, “se buscaron varias vías de solución, y aunque parecía que iban a pasar varios días sin poder iniciar los trabajos, se logró activar pozos dentro de la misma plata que permitió este domingo arrancar la producción y la entrega de cemento”.

De conjunto con Recursos Hidráulicos, concluyó el ministro, se trabaja para poner en funcionamiento una toma de agua definitiva que posibilite abastecer a esa importante entidad, y que no sea impactada en tiempo de inundaciones.

Cuba
Canal Caribe.- El Centro para el control estatal de medicamentos, equipos y dispositivos médicos, de Cuba autorizó este jueves los ensayos clínicos de otros dos candidatos vacunales contra la COVID-19. Del Centro de Ingenier&iacu...
Lisandra Fariñas Acosta - Irene Pérez - (Foto: Irene Pérez/ Cubadebate) - Cubadebate.- Conversar con la Doctora en Ciencias Sonia Resik Aguirre, escucharla hablar de la virología, los proyectos que desarrolla, el...
Mesa Redonda.- El exitoso enfrentamiento cubano a la epidemia de COVID 19 se apoya en eficaces protocolos terapéuticos y en la labor infatigable de prestigiosos profesionales como el M. Sc. Ricardo Pereda González, experimentado intensi...
Lo último
La Columna
La Revista