Randy Alonso Falcón, Thalía Fuentes Puebla, Andy Jorge Blanco - Mesa Redonda.- La Nueva Trova sigue viva y presente, así lo ratificaron este martes en el espacio informativo Mesa Redonda, el músico y director de Moncada Jorge Gómez, la presidenta del Instituto Cubano de la Música, Indira Fajardo, el periodista Guille Vilar y el cantautor Eduardo Sosa, a propósito de la declaración de la trova como Patrimonio Inmaterial de la Nación.


“La gente no comenzó el 2 de diciembre a cantar la Nueva Trova, sino que existía un movimiento en todas las provincias donde los cantautores habían encontrado una necesidad, a partir del entorno social, de expresar cosas que eran nuevas y diferentes”, explicó en un primer momento Jorge Gómez.

El amor tampoco era igual— agregó—ni la visión de la mujer perfecta. Según el músico, esos temas daban paso a un movimiento más reflexivo y, si bien la poética de las canciones tiene normalmente un cierto letargo en relación a la literatura de su momento y los poetas estaban más a la vanguardia que los cantores, en esa época la música y la poesía iban al mismo ritmo.

En este sentido Jorge Gómez agregó: “Hay un momento en el que la poesía se encuentra con la canción, porque ambas estaban buscando una manera de expresar todo lo que venía pasando. Fue una idea genial buscar a todos esos trovadores, traerlos y crear todo un movimiento articulado que pudiera servir para organizar y no para dirigir, porque no hubo nunca una directiva de tipo ideológica o política”.

El músico aseguró que en ese espacio se decía lo que se quería, en consonancia con lo que estaba pasando en la vida cotidiana de los trovadores.

“Cuando se crea ese movimiento se reúnen un grupo de gente que ni siquiera eran amigos, pero venían con una mochila cargada de sueños y esperanzas, y con la seguridad de lo que eran capaces de hacer con un movimiento y como personas. Es decir, ser joven, tener esos problemas y enfrentar incomprensiones y burocratismos, le dio a esa generación una tranquilidad de que podrían pasar sobre todo eso”, contó el artista.

Recordó las palabras de Silvio que decía, que, aunque tenían las guitarras malas, poseían boletos de octava clase. “Así viajábamos contentos, sin equipaje. ¿Qué cosa era un trovador? No eran personas que estaban subvencionadas o promovidas, sino seres que sentían, pesaban, actuaban y cantaban”.

A criterio de Jorge Gómez, nadie en aquel momento cuando se reunían pensó en que iban a llenar un estadio en Chile, ir a un Festival de San Remo o alcanzar determinado premio.

“Eso no le interesaba demasiado a la gente. Era casi por pudor. Sin embargo, el tiempo se encargó de demostrar lo contrario y las canciones que se cantaban entre amigos en esas reuniones empezaron a repetirse por coros en miles de voces. Eran manos al aire. Te preguntabas como había sucedido eso. Creo que fue con mucho trabajo y conciencia de lo que había que hacer. Soy un eterno enamorado de esa generación”.

Los tiempos han cambiado—valoró el director de Moncada—pero con respecto a la trova, aunque hay apocalípticos que creen que está totalmente enterrada y no tiene otras posibilidades de sobrevivir, hay muchas cosas por hacer.

“Debemos tener consciencia de que este es nuestro nuevo punto de partida y hay que mirarse por dentro y salir a buscar ciertas cosas que deberíamos tener. La mochila de los sueños sigue existiendo y las guitarras se han multiplicado”.

Por su parte, el periodista Guille Vilar aseguró que fue un privilegio personal crecer a la par de la Nueva Trova. “Esta canción es importante para los nuevos tiempos donde la tendencia es tratar de invitar a no pensar. Los músicos cubanos nos han demostrado que la música de este país tiene un espectro amplio, lo mismo hay clásica campesina, pop, jazz, pero, todos sabemos que hay dos géneros que son fundamentales: la música bailable y la Nueva Trova”.

Según Vilar, este movimiento demuestra que existe la posibilidad de hacer música que te invita a pensar y reflexionar sobre la vida. “Aunque siempre hay personas que han tratado de denigrar la profundidad de las canciones de la Nueva Trova porque dicen que es música para duelos, son tan ignorantes y cerrados y se olvidan de que Silvio hizo una canción junto a Adalberto. Hay para todos, pero la tendencia son canciones que te hagan pensar”.

En la Nueva Trova hay una línea de continuidad porque bebió de la trova de siempre, de Pepe Sánchez, de Sindo, de Corona. “Esa continuidad no se ha roto nunca, pero la Revolución revolucionó- valga la redundancia- los valores que debían ser expuestos y defendidos. La Nueva Trova es la banda sonora de la ideología de la Revolución. Ha impregnado el alma del pueblo cubano de valores humanistas”.

El trovador Eduardo Sosa destacó que ha habido continuidad en el movimiento de la Nueva Trova, que se ha mantenido durante varias generaciones.

“Si ha habido una forma de hacer la música inclusiva ha sido la trova”, señaló al destacar la obra de mujeres trovadoras en Cuba.

Sosa señaló que hay muchos jóvenes trovadores, que conocen la trova tradicional y que también tienen su repertorio.

“La trova ayuda al sentimiento humano, ayuda a pensar”, subrayó y añadió que la trova es una actitud ética y estética hacia el arte y la forma de hacer la música.

A veces se piensa que los trovadores son gente aburrida que nada más cantan loas a la Revolución, dijo Sosa. En ese sentido, comentó que no es así y que existen trovadores muy destacados que son críticos y no por eso dejan de ser revolucionarios.

En otro momento de la Mesa Redonda dedicada a la trova cubana, la presidenta del Instituto de la Música, Indira Fajardo, recordó que en varios eventos de todo el país se ha conmemorado el aniversario 50 del Movimiento de la Nueva Trova.

Fajardo señaló que entre septiembre y diciembre se hicieron actividades puntuales que iniciaron con la Semana de la Canción, muestras de materiales audiovisuales del Icaic, hasta el Festival Carlos Puebla, entre muchas otras acciones.

Las celebraciones continuarán todo el mes de diciembre y se extenderán, incluso, en 2023, informó.

Al finalizar el espacio televisivo, el músico Jorge Gómez señaló que hay talento y contenido suficiente para seguir defendiendo la trova.

Para concluir el programa, se recordó la unión de Silvio Rodríguez y Pablo Milanés cantando una canción que ha acompañado a los cubanos de varias generaciones "Yolanda".

Cuba
Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate. Video: entrevista especial conferida por Frei Betto a Resumen Latinoamericano....
El Círculo de Humoristas e Historietistas de la Unión de Periodistas de Cuba y el Museo del Humor de San Antonio de los Baños, convocan a la XXIII Bienal Internacional de Humorismo Gráfico que se celebrará del 9 al ...
La Habana, 24 ene (Prensa Latina) - Video: Canal Caribe / TV Cubana - Fotos: Yaimi Ravelo / Resumen Latinoamericano Corresponsalía Cuba.- Con la presencia de más de mil delegados provenientes de más de 80 naciones, come...
Lo último
La Columna
Visita la Upec periodista egipcio
El periodista egipcio Kamal Gaballa visitó en la mañana de este miércoles 25 de enero la sede de la Unión de Periodistas de Cuba (Upec). Esta es su tercera visita a la isla. La primera, en 2006, le permitió escribir...
La Revista