Lirians Gordillo Piña - Revista Mujeres.- El nuevo Código de las Familias suma derechos y protección a las familias cubanas y sus integrantes. La versión que actualmente se somete a consulta especializada cumple el mandato constitucional de no discriminación y hace énfasis en poblaciones vulnerables como las infancias, las personas con discapacidad, adultas y adultos mayores y las mujeres.


“El proceso ha sido muy positivo, de las 47 consultas especializadas se han realizado 32, además se habilitó un correo en el Ministerio de Justica en el que se han recibido 610 mensajes. Podemos decir que la mayoría son positivos, hay muchos que son comentarios, dudas y un por ciento pequeño de sectores que no entienden algunas propuestas. Hay mucha presencia de personas jóvenes en los correos recibidos y eso nos da mucha satisfacción”, dijo Rosabel Gamón Verde, viceministra primera del Ministerio de Justicia durante la consulta especializada realizada en la sede nacional de Federación de Mujeres Cubanas (FMC) el pasado 12 de octubre.

Junto a la viceministra, participaron en el encuentro las juristas Yamila Gonzáles Ferrer y Ana María Álvarez Tabío, las tres integrantes de la comisión redactora del Código de las Familias. Por la FMC participaron dirigentes municipales de la organización, integrantes de la dirección nacional de la Federación de Mujeres Cubanas, especialistas e investigadoras del Centro de Estudios de la Mujer y periodistas de la Revista Mujeres.

En el intercambio se hicieron propuestas y sugerencias sobre temas y problemáticas centrales en el quehacer de la organización. También se adelantaron sugerencias para llevar los contenidos del código a las comunidades.

La abogada Tamara Columbié Matos introdujo la necesidad de incluir los derechos sexuales, el aborto y la decisión sobre reproducción y planificación familiar.

“Si estamos dando tantos pasos de avances en materia de derechos de las personas, cómo no vamos recordar que el derecho al aborto es un asunto importante para la Federación que, como Mecanismo para el Adelanto de las Mujeres, ha trabajado tanto para posicionarlo como derecho de la mujer”, reflexionó Columbié Matos.

“En la Federación sabemos la importancia del derecho al aborto en Cuba; su garantía como servicio de salud necesita ser protegido y regulado como parte del derecho de las mujeres a decidir sobre su cuerpo y su sexualidad”, agregó.

La jurista Yamila González Ferre explicó que el derecho al aborto es un derecho de las mujeres como persona.

“Hemos tratado de reflejar en el artículo aspectos generales a ser desarrollados en otras leyes. Pensamos que este sea una de las cuestiones que debe desarrollarse como derecho de salud. Con el MINSAP estamos intercambiando sobre la necesidad de ir trabajando las disposiciones complementarias en este y otros temas”, adelantó la experta.

Al respecto, la investigadora Mayda Álvarez propuso incorporar en el artículo 4 inciso f, el derecho de las mujeres a decidir el número y el momento de tener descendencia.

La especialista propuso además visibilizar la violencia contra las mujeres en el artículo 22 al incluir en su redacción el alcance e impacto en las mujeres.

“La violencia familiar implica un desequilibrio de poder, tiende a la destrucción de las personas, la convivencia y la armonía familiar. Abarca la que se produce contra las mujeres y otras violencias basadas en género, la que se produce contra niñas, niños y adolescentes, contra las personas adultas mayores y contra las personas en situación de discapacidad”, propuso la directora del Centro de Estudios de la Mujer.

En el debate existió consenso sobre eliminar la autorización excepcional para el matrimonio en las edades de 16 a 18 años.

“No estoy de acuerdo en otorgar al matrimonio ninguna excepcionalidad con respecto a la edad, en correspondencia con la Convención de los derechos de la niñez”, sostuvo Mayda Álvarez.

La periodista Lirians Gordillo Piña, de la Editorial de la Mujer, se sumó a ese criterio y pidió eliminar la excepcionalidad en el matrimonio. La periodista compartió alertas y resultados científicos de investigadoras cubanas y especialistas que muestran los vínculos entre las uniones tempranas y el matrimonio en niñas de 14 a 17 años de edad con problemas como la violencia de género, el embarazo adolescente y la deserción escolar.

Gordillo Piña se refirió a un estudio y presentación de la investigadora Matilde Molina del Centro de Estudios Demográficos (CEDEM), de la Universidad de La Habana que revela cifras sobre la asimetría de edad entre las madres adolescentes y sus parejas.

“La distancia de la edad de su pareja llega a ser de 8.9 años para las de 10- 14 años y de 7.3 años para las de 15 a 19 años, es decir a menor edad mayor diferencia con su pareja”, refiere el estudio de Molina presentado en 2020.

Sobre estos datos la periodista alertó que se cruzan con análisis de la psicóloga cubana Ana María Cano, quien alerta que la asimetría de edad y la coerción son dos elementos que definen el abuso sexual infantil.

“Esta es una batalla que debemos dar por la no excepcionalidad; una niña casada, una niña que deja de asistir a la escuela es un problema para este país. Entre 14 y 17 años fueron 918 niñas que se casaron en 2019”, refirió la periodista.

Agregó que, si no se excluyera esa excepción, sí debían incluirse en el Código los motivos por los cuales ni los tribunales pueden aprobar un matrimonio de una menor, entre ellas la asimetría de edad.

Otro de los temas más comentados fueron los artículos relacionados con los cuidados.

Gordillo Piña propuso modificar el inciso f) que refiere “el derecho de las mujeres a un uso de tiempo equilibrado, que le permita cumplir con sus responsabilidades y desarrollarse integralmente sin sobrecargas domésticas y de cuidado “, por “el derecho a la distribución equitativa del tiempo destinado al trabajo doméstico y de cuidado, sin sobrecarga de las mujeres”.

“La distribución equitativa del trabajo reproductivo es un derecho de todas las personas, la alerta debe estar en no sobrecargar a las mujeres que por mandato patriarcal dedican 13 horas más que los hombres a este tipo de tareas”, dijo la periodista.

Gordillo reconoció la importancia de otros artículos como el 71, 72 y 77 que reconocen el aporte del trabajo doméstico y de cuidados y pidió que se incluya así en la redacción pues la expresión “trabajo en el hogar” no expresa el alcance de este tipo de actividades que muchas veces se realizan fuera del espacio físico doméstico.

“Las mujeres cuidan en los hospitales, dedican horas a acopiar alimentos, en las reuniones y turnos médicos”, acotó.

El derecho de abuelas y abuelos a la comunicación y la protección a personas mayores y quienes viven con discapacidad, fueron otros asuntos tratados.

Mayda Álvarez propuso incluir la categoría Cuidado junto a protección que aparece en los artículos 452 y 453 referidos a el contenido de la protección de las personas mayores y las redes e instituciones de protección respectivamente. En el artículo 462 propuso incluir en el deber de las instituciones sociales y del Estado el cuidado de las personas en situación de discapacidad que así lo requieran.

Las participantes en el encuentro también intercambiaron sobre la necesidad de contar con apoyo especializado y la capacitación de dirigentes de base de la organización para garantizar un debate y acompañamiento más cercanos a la población.

La profesora Ana María Álvarez Tabío agradeció el encuentro y destacó el valor de estos intercambios especializados por las miradas certeras, sugerencias y argumentos que brindan en distintos aspectos del código. Pidió se comunicaran aquellos términos complejos o técnicos que impiden una mayor comprensión del Código.

Sobre el proceso de consulta y el intercambio en las comunidades Yanira Kuper Herrara, integrante del Secretariado Nacional de la FMC, reconoció la importancia del apoyo por parte de juristas en la capacitación y acompañamiento de dirigentes de base.

“Queremos llegar a la comunidad y poder llevar el código en medio de todo lo que está pasando en las bases para que las personas puedan comprender todos los derechos y las soluciones de conflictos que van a encontrar en el código. Hay personas que se han quedado un poco desarmadas porque no entienden los términos, estas son cuestiones que tenemos que seguir pensando y preparándonos para la consulta popular, sostuvo Kuper Herrara.

Género
Revista Mujeres / Prensa Latina.- Al conmemorarse hoy el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia hacia las Mujeres, un reciente reporte divulgado por ONU, durante la pandemia de Covid-19 ellas enfrentaron un incremento de ...
La socióloga santiaguera Caridad Cala Montoya considera a la capacitación y la formación de especialistas como piedras angulares de la atención a la violencia de género. Foto SEMLac Cuba Dixie Edith - Red Semlac.- L...
Durante la pandemia de covid-19 las mujeres experimentaron una mayor sobrecarga en los cuidados y las actividades de la vida cotidiana. Foto SEMlac Cuba Red Semlac.- La crisis agudizada por la covid-19 ha extremado las contradicciones entre el capita...
Lo último
La Columna
Fidel, protagonista intemporal
Ese pueblo al que despreciaban, ese pueblo de analfabetos, hizo una revolución tan profunda como no la había hecho todavía nunca antes ningún pueblo de América. ¡Y la hizo frente al imperialismo yanqui, que es...
Una clara advertencia
Cristóbal León Campos - Cubainformación.- La advertencia es muy clara, Europa enfrenta una cuarta ola de Covid-19 y algunos analistas pronostican en breve el inicio de un embate más, el llamado “viejo continente&rdqu...
La Revista