Por Arthur González*/Martianos-Hermes-Cubainformación.- El libelo miamense El Nuevo Herald, publicó el pasado 24 de mayo 2022, un artículo cargado de odio y falsedades, donde se afirma: “El presidente Biden cede al chantaje de Cuba con la inmigración y suaviza las sanciones”.


Según los argumentos:

“Biden reabrirá los viajes y ampliará los vuelos a la Isla que inevitablemente se convertirán en un turismo lucrativo, en un momento en que el despiadado régimen está sentenciando a adolescentes, músicos, artistas y cubanos comunes, a largas encarcelaciones por nada más que manifestarse pacíficamente para demostrar su disidencia”.

La misma mentira de 63 años en su intento de demonizar a la Revolución cubana que tanto les molesta, al plantarse soberanamente frente a los Estados Unidos para no volver a someterse a sus órdenes.

¿Cuál es el régimen despiadado que fomentó el terrorismo contra el pueblo cubano, dejando a su paso muerte y destrucción?

¿Por qué no dicen algo sobre la voladura del buque francés La Coubre, que aún tienen cerrados los archivos para que el mundo no conozca la verdad de tan despiadado acto, donde murieron despedazados 101 seres humanos y más de 200 heridos y mutilados?

Olvidaron los derrotados de Miami que la CIA entre 1959 y 1965 organizó, financió y abasteció con armas a las bandas de alzados contrarrevolucionarios en las montañas cubanas, y que sus miembros asesinaron a 214 personas, entre campesinos, obreros agrícolas, estudiantes, alfabetizadores, ancianos y niños.

Un informe desclasificado elaborado por el Coronel Jack Hawkins, jefe de la sección de personal paramilitar en el centro de operaciones de la Fuerza de Tarea de la CIA, afirma que en esa etapa introdujeron ilegalmente en Cuba 75 toneladas de explosivos y armamentos, mediante 30 misiones aéreas, más 46,5 toneladas en 33 misiones de infiltración marítima, para abastecer a grupos terroristas urbanos y bandas de alzados en zonas montañosas, creadas, entrenadas y financiadas por esa Agencia.

¿Quién organizó y protegió a los que quemaron los principales centros comerciales de Cuba, que hoy residen libremente en Estados Unidos? ¿Y a los que hicieron estallar un avión civil cubano en pleno vuelo, asesinando despiadadamente a 73 seres humanos, y a los que intentaron asesinar al líder de la Revolución, sin ser sancionados por esos crímenes?

Las organizaciones terroristas anticubanas radicadas en Estados Unidos, como Omega 7, Comandos L, Alfa 66 y muchas más, poseen un amplio historial de muertes y trabajaron bajo la vista complaciente del FBI.

La lista de crímenes de lesa humanidad ejecutados por la CIA contra Cuba es real y nadie la puede borrar, algo que jamás el libelo de Miami menciona.

Los detenidos el 11 de julio no fueron “disidentes pacíficos”, los videos demuestran la violencia empleada, peor a la de los manifestantes contra el Capitolio de Washington, que no son catalogados como disidentes.

Detrás de las medidas anunciadas por el presidente Joe Biden, hay muchas acciones que no son precisamente para “ayudar”, pero esos que en Estados Unidos las condenan, quedan en tela de juicio ante la comunidad cubana emigrada, pues algunas van dirigidas a la reunificación familiar y harán menos difícil el reencuentro con sus seres queridos, más la posibilidad de ayudarlos económicamente como hacen otras comunidades emigradas.

¿Se le olvidó que muchos de los que ahora critican la medida de facilitar la reunificación familiar, llegaron a Miami gracias a los acuerdos migratorios establecidos entre ambos países en 1965, 1984 y 1995?

La verdadera causa del rencor hacia esas aparentes flexibilizaciones, es que los odiadores pretenden mantener la guerra económica, comercial y financiera para matar de hambre y enfermedades al pueblo cubano, y fomentar el desencanto y el desaliento en los ciudadanos para que culpen al socialismo de sus penurias.

Sin embargo, aquellos nacidos en Cuba que, como el senador Bob Menéndez, declaran “estar consternados al saber que la administración Biden comenzará a autorizar viajes grupales a Cuba, a través de visitas similares al turismo y creen que el aumento de los viajes generará democracia en Cuba, están simplemente en un estado de negación”, porque según él: “Durante años, Estados Unidos alivió tontamente las restricciones de viaje, argumentando que millones de dólares estadounidenses traerían la libertad, pero nada cambió, y terminamos ayudando a financiar la maquinaria detrás de su continua opresión”.
Al parecer Menéndez y el diario El Nuevo Herald no recuerdan los millones de dólares que Estados Unidos destina para fomentar la subversión interna y mantener a esos catalogados “disidentes”, en realidad delincuentes disfrazados de artistas, como Otero Alcántara y Mike Osorbo, quienes en cualquier país serían tratados como violadores de la ley, tal y como hizo España cuando recibió a aquellos “disidentes” de la acuñada “primavera negra”.

Sería conveniente que revisaran los millonarios presupuestos aprobados anualmente a la USAID y a la NED, para sus megaproyectos de “Apoyo a la sociedad civil cubana”, con el propósito de derrocar el socialismo desde adentro, algo impulsado como mucha fuerza por el presidente Barack Obama con sus medidas de flexibilización de viajes, intercambios académicos, culturales y apoyo a los trabajadores privados.

En esos grupos de viajeros, muchos organizados por la USAID y la NED, llegaron a Cuba personas camufladas en ONG para seleccionar e instruir a jóvenes como líderes de sus comunidades, centros culturales y universidades, en la promoción de valores “democráticos y derechos humanos”, todo con la pretensión de un cambio de sistema.

Basta con acceder a los sitios de ambas entidades para comprobar los programas subversivos y las sumas de dinero asignadas. Solo entre 2019 y 2020 aprobaron 73 proyectos, de los cuales 23 reciben dinero hasta el año 2023.

En los años 2018, 2019 y 2020, la USAID y la NED diseñaron 28 proyectos subversivos contra Cuba, respaldados con 33 millones 555 mil 217 dólares.

El senador Menéndez, quien afirma “que millones de dólares estadounidenses nada han cambiado en la Isla”, parece que no ha leído las declaraciones del académico Thomas Carothers, miembro de la Carnegie Endowment for International Peace, quien asegura:

“El impacto político de estos programas para la promoción de la democracia en Cuba, es a largo plazo, pues están diseñados para sembrar los fundamentos de una transición y no pueden medirse en su fase de implementación. Muchos de los resultados importantes son sociológicos, morales, subjetivos, indirectos y retardados en el tiempo”.

Quizás los especialistas de la CIA pudieran aclararle cuál es su prioridad en ese sentido, plasmada en sus informes de Estrategia de Inteligencia Nacional de los años 2014-2017 y 2018-2022, donde se plasman los propósitos que se esconden tras las actuales medidas anunciadas recientemente por el presidente Biden, aún no instrumentadas.

Certero José Martí al decir:

“La patria estará más orgullosa con los hijos que la honran que con los que la ensangrientan”

 

 

 

La Columna es un espacio libre de opinión personal de autoras y autores amigos de Cuba, que no representa necesariamente la línea editorial de Cubainformación.

La Columna
Por Arthur González*/Martianos-Hermes-Cubainformación.- Por inverosímil que parezca, en Estados Unidos existen senadores que no tienen memoria y ese es el caso de Bob Menéndez, presidente del Comité de Relaciones Ex...
Por Arthur González*/Martianos-Hermes-Cubainformación.- Para empañar la imagen de aquellas naciones que no se arrodillan ante sus órdenes, especialistas en guerra psicológica de Estados Unidos fabrican mentiras, con...
Por Arthur González*/Martianos-Hermes-Cubainformación.- Cuba fue sede del XI Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes del 28 de julio al 15 de agosto de 1978 y uno de sus atractivos fue sin dudas el Tribunal Internacional, dond...
Lo último
La Columna
Viaje a Colombia
Gerardo Moyá Noguera*.- El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, viajará a la gran Colombia a fin de entrevistarse con el ciudadano presidente Petro. Le pedirá disculpas por el hecho de que el jefe del est...
Pensar unidos
Gerardo Moyá Noguera*.- "Todos con Cuba!!! el 21 de enero de 1959, después del triunfo de la Revolución cubana Fidel expresclaramente lo siguiente: "A  nuestra Revolución hay que defenderla como se defiende,...
La Revista