Obama, el premio nobel de la paz por matar más que nadie anterior a él, llamaba “torcer el brazo” a chantajear a un gobierno o a un personaje para que obedeciese su deseo, que era el de los cabecillas del complejo de la matanza humana, eso que el imperio le da el nombre de “complejo militar industrial financiero”, el negocio de la muerte. Siempre han hecho eso, todos los pueblos tienen sus propios ejemplos de cómo el imperio les ha forzado, engañado, corrompido, secuestrado a algún miembro de gobierno, a cualquier resistente, a mujeres y hombres que les quita la vida en torturas, forma parte de su libreto de hacer conquistas. La congresista estadounidense Victoria Nulan, la que dijo “Que se jodan los europeos” como respuesta al daño que causaría la guerra en Europa, ha declarado en estos días que los que tienen a su servicio van a emplear “métodos efectivos para que “algunos” hagan lo que se les manda”. No hablamos de magnicidios, de guerras, de bloqueos, de sufrimientos a los pueblos por la inhumanidad de todo el aparato capitalista imperialista, hablamos de los actos dirigidos personalmente a algunos” dirigentes de un pueblo al que se pretende robar, (¿será el caso del atentado al primer ministro de Eslovaquia, Señor Robert Fico?), magnicidios, torturas y crímenes que resultan del actuar común del sionazi, esa entidad artificial que siempre permaneció al margen de la Ley, tal y como hace el régimen estadounidense porque ya no le interesan los organismos internacionales, ya no saca nada de ellos, por eso quiere hacer lo que sea para imponer su ley, … un momento, concretemos, hablamos de su accionar criminal empleando como parapeto a seres humanos indefensos.


Un caso: ¿Recuerdan aquel bombardero sionazi que se metió en una ruta de aviación comercial cuando iba a bombardear Irán y se ocultó tras un avión civil? Siempre han empleado a los inocentes como escudos para que nadie se atreva a defenderse de su agresión, es un acto de una grandísima vileza, de una grandísima cobardía.

Otro caso: Los castigos colectivos que infligen al Pueblo Palestino encerrando en sus prisiones a miles y miles de habitantes del País que asaltan, reteniendo a los prisioneros que matan, enterrando a muchos en cementerios de números, desapareciéndolos en prisiones secretas, robándoles los órganos y dejando los cuerpos en congeladores hasta que acaben de cumplir las condenas que ellos mismos les ponen sin tribunal alguno, ¿o son tribunales de justicia los grupos de colonialistas que regentan la entidad colonial y se burlan de la Ley y el Derecho Internacionales? ¿Han visto al sionazi que tomó la palabra en la ONU para acusar de “antisemitismo” al mundo por que todos sabemos lo que hace su ejército de ocupación?: sacó una máquina de triturar papel, cogió la Carta de la ONU y la metió para que las cuchillas la destrozasen?: la inmensa mayoría del mundo recibió el insulto sionazi sin hacer nada, ¿se retiene en la conciencia del mundo el fundamento genocida del régimen colonial sionazi?, así fue como se representó, va para todos, van a por todos.

Un caso muy similar: ¿Han visto las declaraciones de la sionazi que representa a la entidad colonial en el Vaticano diciendo por carta que es “mentira” que el régimen colonialista sionazi cometa genocidio?, esa fue su respuesta airada a la declaración de la yemení Premio Nobel de la Paz en 2011, Tawakkol Karma cuando dijo en el atrio de la Basílica de S. Pedro, en una conferencia organizada por la Fundación Fratelli Tutti creada por el Papa Francisco: “El mundo calla ante el genocidio y la limpieza étnica del Pueblo Palestino en Gaza”. La meta del sionazismo es hacer creer al mundo que el inocente es el culpable, que el que no admite que asesinar es propio de criminales es su enemigo y lo condenan para luego ser pasado por las armas que les dan los colaboracionistas europeos y los sionazis estadounidenses.

El caso público que denuncia la Premio Nobel de la Paz Tawakkol Karma, caso general de los últimos 7 meses: ¿Y asesinar a los Niños y Niñas mediante el hambre? Los vemos hambrientos en Gaza sosteniendo una cazuela para que les llegue algo de cualquier cosa que llevarse a la boca. Han comido las hiervas que salían de la tierra, y las basuras, y beben agua del mar, aguas fecales, enferman, mueren de las heridas, agonizan hambrientos, y aterrorizados escuchan las explosiones, y el ruido de los bombarderos estadounidenses rompiendo el aire, los cañonazos de los tanques, y cuentan diariamente sus miles y miles y miles de muertos.

Un antecedente: El bloqueo de Gaza durante 17 años ha sido un genocidio, los sionazis querían tener a los 2.300.000 Palestinos en la cárcel de Gaza, pero resistieron en la pobreza, ¿entonces?: ahora quieren acabar con toda la población , el exterminio, la 2ª Al Nakba. El sionazi que ha pasado por la ONU, la sionazi que está en el Vaticano, viven en pleno sionazismo, en su odio al mundo. ¿Han visto a los sionazis colonos jóvenes y mayores asaltando los camiones de ayuda humanitaria en el paso de Rafah y quemando la comida para que no llegue a los Palestinos? No pararán, ya sabe usted que el asesino cuanto inhumano más se enfanga, más ahonda en su deshumanización, y los crímenes de la masa colonial sionazi son difícilmente igualables, superan en refinamiento cruel al de sus enseñantes nazis, que por cierto, muchos de ellos al terminar la 2ª Guerra Mundial fueron acogidos por la élite estadounidense, antes los habían financiado, y llegaron a presentar a Hitler en su prensa como “el hombre del año”. Los sionazis tienen su pasado criminal.

Volvamos a encontrarnos con los escudos humanos y los cobardes deshumanizados: No nos desviemos, ¿recuerdan que en las Intifadas Palestinas, los sionazis secuestraban Niños y los ponían atados al frente de sus tanques y demás vehículos para que no se atreviese nadie a resistirles? ¿recuerdan que a los Niños los cogían y les rompían los brazos a golpes con piedras?, ¿recuerdan que asaltan las casas de las familias Palestinas y se llevan a los Niños para torturarlos?. El régimen colonial, el sionazismo se construye en su soberbia.

Les cuento, a través de tres casos que han salido a la luz, lo que los miembros del ejército colonial sionazi hacen en estos días: Las tropas de la estrella de David para entrar en Tulkarm, Cisjordania ocupada, y atacar a los Palestina y asesinar, el día 6 de mayo secuestraron a 3 Niños y los emplearon como escudos humanos, así lo dio a conocer la Organización Internacional para la Defensa de los Niños:

Karin, 13 años; Hibrahim, 14 años; Mahoma, 12 años, fueron secuestrados por la banda neocolonial en Tulkarm, Cisjordania. El ejército secuestró a los Niños en plena noche en sus casas, les ataron las manos a la espalda y los golpearon delante de su familia, a la que otros sionazis retuvieron golpeando y apuntando con sus fusiles automáticos.

1. 30 bandidos entraron en la casa de Karin, era el 6 de mayo, se lo llevaron para ponerlo delante de ellos y que fuese por las estrechas calles de Tulkarm mientras apuntaban y disparaban apoyándose en los hombros del Niño, lo empleaban como escudo humano.

2. A Ibrahim, de 14 años, también lo secuestraron en su casa, lo patearon y golpearon entre varios y estando en estado de indefensión y terror lo agarraron y le ataron las manos a la espalda, y con la familia intentando protegerlo lo arrancaron y se lo llevaron para que fuese abriendo camino en la noche mientras buscaban otras casas para asaltar en busca de jóvenes para llevarse prisioneros. Los hombros de Ibrahim también les sirvieron de apoyo para sus disparos.

3. A Mahoma, de 12 años, la tropa genocida de la estrella de David lo secuestró en su casa y lo golpeó y le ató las manos a la espalda, mientras su madre rogaba con lágrimas en los ojos que no se lo llevasen, que es un Niño, que no les ha hecho ningún daño. Los criminales llenos de rabia por la afrenta lo llenaron de golpes, se burlaron de la familia, lo arrastraron y le hicieron andar aterrorizado por delante de ellos para que la Resistencia no se atreviese a hacerles frente.

Siempre los escudos humanos son empleados por cobardes deshumanizados, que niegan sus crímenes y culpan a quienes les señalan pidiendo la ruptura de relaciones con la entidad colonial, el fin del colonialismo y Justicia para los sionazis.

 

 

Ramón Pedregal Casanova es autor de los libros: Gaza 51 días; Palestina. Crónicas de vida y Resistencia; Dietario de Crisis; Belver Yin en la perspectiva de género y Jesús Ferrero; Siete Novelas de la Memoria Histórica. Posfacios. Y, Palestina es Palestina. Presidente de AMANE, perteneciente a la Asociación Europea de Apoyo a los Detenidos Palestinos. Miembro de la Red en Defensa de la Humanidad e Integrante de la Red de Artistas, Intelectuales y Comunicadores Solidarios con Nicaragua y el FSLN.

 

 

La Columna es un espacio de opinión personal y libre de las personas autoras y no necesariamente tiene por qué representar la de Cubainformación

La Columna
Las dos Rs. Reglas del arte y de la vida: Reconocimiento y Revolución. Si quien lee no reconoce y no se renueva, supera, revoluciona, o está tan asimilado a la “norma”, a la asepsia, al conservadurismo, que no ve el signific...
El nuevo faszzzismo brota del capitalismo con varias capas de protección, a partir de su idea principal. - ¿Qué puede usted quitar a un moribundo pobre?: - El último suspiro en la agonía. - ¿Pero la agon&iacu...
Expulsen a las representaciones y con ello irá al cajón de la basura histórica el reconocimiento del ente colonial. Si dicen reconocer a Palestina no sostengan un establecimiento que se levanta contra toda la Ley Internacional, c...
Lo último
La Columna
La Revista