Aline Pérez Neri, corresponsal de Cubainformación en México.- Llegó una nueva sabatina del escritor y profesor revolucionario Raúl Capote Fernández, Jefe de la redacción de Internacionales del Periódico Granma. ¿Sobre qué nos habló esta vez? Repasemos algunas de sus ideas principales.


La obra del “gurú de las revoluciones no violentas” Gene Sharp, De la dictadura a la democracia, describe y orienta cómo derribar a una “dictadura” a través de métodos no violentos, con 198 medidas. Sintetizado en otro manual llamado “Lucha no violenta” elaborado por Srdja Popovic dirigente del grupo Otpor (y alumno de Gene Sharp), guipo juvenil creado por la CIA, para ponerle fin, con la estrategia del golpe suave al gobierno de  Slobodan Milosevic, en Yugoslavia, en el año 2000. Popovic, junto con Andrej Milivojevic y Slobodan Djinovic son fundadores del Centro para la Acción y la Estrategia No Violenta Aplicadas (Canvas).

Este manual sintetizado, marca en 50 pasos la línea a seguir para poner fin a un régimen “incómodo” para los intereses de Estados Unidos, explicando las formas que deben seguir para el reclutamiento, la organización de las Células y los individuos reclutados, etc.

Uno de los puntos esenciales es la planificación y el estudio de la naturaleza política del Estado que se pretende derrocar, puesto que la finalidad del golpe suave es derribar los pilares básicos que sostienen a un Estado.

Y es justamente en este punto, en el estudio de la naturaleza policía del estado, en el que en Cuba ha fracasado cada intento.

Recordemos cómo fue el intento de 2006, año en que se anuncia la enfermedad del Comandante en Jefe. En esa ocasión prepararon a un contrarrevolucionario en Centro Habana para que se inmolara por la democracia. Como para el enemigo los contrarrevolucionarios solo son herramientas y no individuos que les importen o respeten, a esa persona le dijeron que su tarea era únicamente preparar una sublevación.

https://www.facebook.com/raulantoniocapote/videos/148904949899934

En esa época, Raúl Capote Fernández actuaba como agente reclutado por la CIA (Agente Pablo de la CIA y Agente Daniel de la Seguridad del Estado Cubano). Al manifestar sus dudas a DrewBlakeneyde que en ese barrio se lograra levantar una protesta, éste le respondió que lo único que se requería era que ocurriera un alboroto y ellos se ocuparían de lo demás…

La prensa estadounidense ya estaba convocada para darle difusión al show mediáticoy hacerle creer a la opinión pública que en Cuba había una situación de caos. El contrarrevolucionario tenía que inmolarse el día del cumpleaños del Comandante en Jefe, pero un día antes los medios de comunicación en Estados Unidos publicaron sobre un activista que iba a inmolarse por la democracia. Claro está, que ante eso, el individuo en cuestión reculó en la encomienda.

La provocación subversiva no llegó a término, pero esa era la campaña mediática que planearon, organizar una provocación que terminara incluso con la muerte del contrarrevolucionario (sin que éste lo supiera, claro), lo que justificaría la intervención. En ese momento, sería el mismo Raúl Capote quien solicitaría al gobierno de Estados Unidos la intervención militar en Cuba para poner fin al “derramamiento de sangre”.

¿Recuerdan los acontecimientos en Libia contra Muamar Kadafi, donde un profesor universitario solicitó la intervención militar de la OTAN para “proteger los derechos humanos del pueblo libio” y solucionar el caos en su país? ¿Les suena conocida la receta?

Los golpes suaves o revoluciones de colores son un mecanismo de intervención extranjera indirecta creada por la CIA para, en las nuevas condiciones geopolíticas de finales del siglo XX y principios del XXI, aplicarla vieja política de cambio de sistema social en aquellos países que representaban un objetivo estratégico para Estados Unidos.

Planear el guion, focalizar la protesta, montar la provocación empleando logotipos y tácticas de marketing para atraer a la juventud, fomentar pequeños disturbios en la calle para crear un ámbito permanente de inestabilidad, atraer la atención de los medios internacionales, provocar la represión de las fuerzas de seguridad a través de actos violentos o ilegales para propagar una falsa idea de a través de la prensa de represión y violación de los derechos humanos para ser utilizada como justificación de cualquier acción contra el gobierno.

Buscan particularmente a jóvenes y estudiantes sin afinidad ideológica, e identificados con los patrones y valores de la sociedad de consumo. También a delincuentes que por dinero sean capaces de participar en acciones violentas tales como tirar desde piedras hasta bombas molotov, romper vidrieras, intentar incendiar tiendas, e incluso promover quemar vivos a policías (práctica criminal utilizada en Venezuela por las guarimbas). Emplean un discurso de no violencia y de desobediencia pacífica, acompañado de repetidas movilizaciones de calle.

El socialismo no debe dejarse arrebatar las banderas del feminismo, del antirracismo, de la igualdad de género, de la lucha constante contra cualquier tipo de injusticia, por alcanzar cada vez mayores niveles de libertad, por el respeto a los derechos humanos… esas banderas son suyas.

Defender siempre el diálogo, manteniendo a Cuba como ejemplo de participación ciudadana, tal como quedó demostrado en el debate que se realizó en torno a la Constitución, donde el pueblo aportó ideas, de las cuales muchas quedaron plasmadas en ella.

El pueblo cubano participó en la elaboración de su Constitución, ¿qué país puede presumir ese enorme logro?

Opinión
Carlos Rafael Diéguez - Radio Miami Today.- Al habla en VIVO con el periodista José Manzaneda, coordinador de la WebTV Cubainformación, él desde desde el País Vasco o Euskadi. El tema central: las relaciones Cuba Es...
Escrito por la redacción de telegram canal Antiescuálidos (https://t.me/antiescualidos) La oposición venezolana actualmente cuenta con 9 candidatos opositores para las elecciones presidenciales del 28 de Julio de este 2024, algun...
Lo último
La Columna
La Revista