La organización francesa Cuba Linda ha remitido este comunicado, en protesta por la no concesión del Premio Nobel de la Paz a la cooperación médica cubana, candidatura apoyada por más de 200 nominaciones, procedentes de personalidades acreditadas, miembros de gobiernos, parlamentarios, universitarios y titulares de premios Nobel, provenientes de más de 35 países de los cinco continentes.


Especial: campaña mundial Premio Nobel para Brigada Médica Cubana "Henry Reeve"

Los pueblos han otorgado mucho más que un Nobel, un inmenso premio de amor y de agradecimiento a las Brigadas Médicas Henry Reeve de Cuba

Comunicado de Cuba Linda (Francia)

El Comité Noruego del Premio Nobel de la Paz otorgó el premio 2021 a dos periodistas, Maria Ressa y Dmitry Muratov.

Así, las más de 200 nominaciones, procedentes de personalidades acreditadas, miembros de gobiernos, parlamentarios, universitarios y titulares de premios Nobel, provenientes de más de 35 países de los cinco continentes, no habrán sido suficientes para que el Comité del Nobel escuche el mensaje que le envían los pueblos del mundo entero. Desde hace más de 15 años, y especialmente durante la pandemia del nuevo coronavirus, una organización médica lleva su generosa ayuda a todos los rincones del planeta, salvando miles de vidas: el Contingente Internacional de Médicos Especializados en Situaciones de Desastres y Graves Epidemias “Henry Reeve”de Cuba. Porque en 2020, más de 3900 médicos y técnicos de salud abandonaron la isla para ayudar en más de 40 países contra la pandemia de Covid 19, e incluso en el corazón de Europa, los pueblos y todo lo que lleva esta tierra como hombres y mujeres amantes de la justicia se levantaron para decir alto y claro, que nadie merecía más el premio Nobel de la paz en 2021 que el contingente Henry Reeve de Cuba.

Porque como decía el diputado François-Michel Lambert en su carta de nominación al Comité del Nobel: “Con el trabajo altruista y humanista de las "Brigadas Médicas Henry Reeve", se reconoce el derecho a la salud para todos, el derecho a la paz basado en la solidaridad y la cooperación entre los pueblos y las naciones, independientemente de las diferencias de sistemas políticos y en el respeto de las culturas y tradiciones. »

Pero el Comité de Oslo no decidió así, atribuyó el premio a la periodista estadounidense-filipina Maria Ressa y al ruso Dmitry Muratov por «su valiente lucha por la libertad de expresión» en sus respectivos países, en Filipinas y en Rusia. Maria Ressa y Dmitry Muratov «son los representantes de todos los periodistas que defienden este ideal en un mundo en el que la democracia y la libertad de prensa se enfrentan a condiciones cada vez más desfavorables», dijo la presidenta del Comité Nobel, BeritReiss-Andersen, en Oslo.

Si el Comité del Nobel está tan preocupadopor la libertad de prensa ¿por qué no se preocupa por Edward Snowden, Chelsea Manning o Julian Assange, que está arriesgando su vida en prisión por el derecho a la información. Prefirió premiar a una ex periodista de CNN, MariaRessaquifué honrada especialmente por la revista Time y toda la prensa corporativa que designa los buenos y los malos según las consignas de Washington.

Por supuesto y  lo repetiremos de nuevo, lanzamos este llamado para el otorgamiento de este simbólico premio Nobel a las Brigadas Henry Reeve de Cuba para contrarrestar la bochornosa campaña mediática que acababan de desencadenar Estados Unidos y sus sometidos medios de comunicación contra los médicos cubanos y, más ampliamente, contra Cuba. No nos hicimos muchas ilusiones sobre un organismo que concedió más de una vez el Premio Nobel de la Paz a enemigos de la paz, e incluso a verdaderos criminales. Nos hubiera complacido que nos sorprendieran agradablemente, pero, como era de esperar, prefirieron desacreditarse y desacreditar una vez más la voluntad de Alfred Nobel.

Pero la campaña por el Premio Nobel a las Brigadas Médicas Henry Reeve de Cuba ha generado un tremendo impulso del movimiento de solidaridad y de todos los amigos de Cuba en el mundo que se han levantado para juntar todos sus esfuerzos y dar a conocer la obra del contingente Henry Reeve y más ampliamente la obra magnífica de la solidaridad internacionalista de la Revolución Cubana.

La campaña del Nobel ha promovido y ampliado numerosas plataformas y coordinaciones del movimiento de solidaridad con Cuba a nivel internacional, y hoy continúa con dos objetivos importantes: Ganar la guerra mediática contra la propaganda que llevan los enemigos de la revolución cubana y lograr el fin del genocida bloqueo de los Estados Unidos contra Cuba.

Como dijo el Presidente Díaz Canel, los pueblos han dado el Nobel a las Brigadas desde hace mucho tiempo»

¡Viva la solidaridad entre los pueblos!

¡Viva Cuba!

El equipo de Cuba Linda

Solidaridad
Euskadi-Cuba.- Esta semana os traemos la historia de Mario, operado de cataratas por Operación Milagro en Argentina....
La Habana, 29 nov (Prensa Latina) El canciller de Cuba, Bruno Rodríguez, reiteró hoy la voluntad de fortalecer las relaciones de fraternidad, solidaridad y cooperación con Honduras, tras los comicios efectuados en esa nació...
Canal Caribe.- El representante permanente de Cuba ante Naciones Unidas, Pedro Luis Pedroso transmitió hoy el mensaje de la Cancillería, a propósito del Día Internacional de Solidaridad con el Pueblo Palestino. La misiva d...
Lo último
La Columna
Deber cumplido
Gerardo Moyá Noguera*.- Desde esta hermana isla de Mallorca insistimos en que el bloqueo contra Cuba es inmoral, impresentable y dañino para todos los cubanos/as, no solamente para los que sobreviven en la isla, sino los del mundo enter...
La Revista