Televisión Española emitió, en su programa Documentos TV, el documental "Los espías de Castro", sobre los Cinco Héroes cubanos. Puede verse este interesante y muy recomendable documental -que hace un repaso a la historia del terrorismo contra la Revolución cubana- tanto en la web de TVE como en la cuenta YouTube de Jóvenes en Revolución.


Para ver el documental en Televisión Española

Los "Cinco Cubanos", héroes en Cuba y villanos en Estados Unidos

Noticia Documentos TV

Los cinco agentes secretos de élite de la Inteligencia cubana trabajaron contra los anticastristas en Florida

Documental de intriga y espionaje con imágenes inéditas del Instituto Cubano de Cinematografía y del FBI

Por MILAGROS DE DIEGO CEREZO

Televisión Española

En la década de los 90, la Inteligencia cubana reclutó a un grupo de agentes secretos de élite para que se infiltraran en las organizaciones de los exiliados anticastristas instalados en Florida.

Los "Cinco Cubanoscomo se les terminó conociendo- cumplieron su misión dentro de la contrarrevolución que había declarado una guerra cubana no oficial que se libró durante décadas desde las cercanas costas de Estados Unidos.

La Revolución y los anticastristas

Cuando en 1959 triunfó la Revolución cubana apoyada en masa por el campesinado, las clases altas se opusieron radicalmente a Fidel. Aunque Cuba tenía gobierno propio desde 1902, Estados Unidos venía marcando su hegemonía política y económica en Latinoamérica a través de los diferentes regímenes de Cuba. La Revolución dio al traste con este sistema.

Cuando, en 1960, Fidel Castro nacionalizó todos los activos estadounidenses en Cuba, "muchos cubanos, en especial las clases medias y altas, abandonaron el país y vinieron a Miami", afirma Phil Horowitz, el abogado del espía René González.

Y "un pequeño porcentaje de las personas que habían perdido sus empresas, sus casas y su influencia en Cuba se enfrentaron violentamente a la Revolución", prosigue el letrado.

Durante los siguientes años, se sucedieron atentados en La Habana contra hoteles y objetivos castristas. El 6 de octubre de 1976, un avión de pasajeros cubano que volaba de Barbados a La Habana cayó al mar tras una explosión a bordo. De las 73 personas que murieron, 57 eran cubanos.

La Inteligencia cubana reaccionó a estos ataques reclutando y formando a agentes secretos de élite, capaces de infiltrarse entre los grupos contrarrevolucionarios que habían declarado una guerra no oficial al régimen castrista desde el otro lado del estrecho de Florida. "Ese era uno de los motivos por el que tenía que haber gente como nosotros en Miami", dice Fernando González, uno de los espías de los servicios secretos cubanos.

Cronologa de las relaciones entre EE.UU. y Cuba

Los "Cinco Cubanos"

Fernando González, Antonio Guerrero, Ramón Labañino, René González y el líder, Gerardo Hernández, conformaron, en la década de los 90, el grupo de agentes secretos conocido como los "Cinco Cubanos", integrantes de la red de espionaje "Avispa". Se trataba de cinco espías preparados a conciencia para infiltrarse en el corazón de la contrarrevolución de Miami. "Creo que para cualquier cubano hubiera sido un honor cumplir una misión como esa", admite orgulloso Gerardo.

El espa Gerardo Hernndez, lder de los

El agente secreto de la Inteligencia cubana, Gerardo Hernández, y líder de la red Avispa, en los años 90, antes de ser capturado por el FBI. © Gambit Pictures / Eagle Hill films

“En este trabajo hay que mentir, tienes que ser alguien que no eres“

Conseguir el éxito contra los exiliados anticastristas suponía dominar facetas como la criptografía y la psicología. Se manejaban como pez en el agua en la usurpación de identidad y en las falsificaciones de documentos, así como en las escuchas y en pasar información al gobierno de Castro. "En este trabajo hay que mentir, tienes que ser alguien que no eres", asegura René.

Aparato de transmisin de informacin secreta en losaos 90

Aparato utilizado por los espías cubanos en los 90 para transmitir al régimen castrista la información sobre la disidencia cubana en Florida. © Gambit Pictures / Eagle Hill films

La inteligencia cubana lo infiltró en Estados Unidos entre los grupos contrarrevolucionarios como un desertor cubano. "No es una tarea fácil, se lo aseguro", admite Fernando, treinta años después de introducirse en instalaciones sensibles del ejército estadounidense.

“Volvería a hacer lo mismo, pero esta vez lo haría mejor“

Pero, si algo los mantenía firmes en la peligrosa cotidianidad de jugarse la vida, fue el enorme sentido de lealtad hacia su país y por la causa en la que todos creían a pies juntillas. "Haré lo que sea necesario por la Revolución. Esa fue mi respuesta", recuerda Ramón de aquel lejano día en que le encomendaron la misión. Más de tres décadas después, aún sigue afirmando que "volvería a hacer lo mismo, pero esta vez lo haría mejor".

Espías juzgados

Desde Miami, José Basulto dirigía el movimiento anticastrista. Hijo de la clase alta cubana, durante los primeros años de la Revolución, colaboró con la CIA. Según señala Paul McKenna, el abogado del espía Gerardo Hernández, Basulto "creía que su misión en la vida era derrocar a Castro". Sin saberlo, planeó, junto a René González, uno de los espías encubierto, entrar en el espacio aéreo cubano como acto de desobediencia. "Estos cubanos son muy buenos espías", admite.

La desintegración de la URSS, el auténtico apoyo económico de Cuba, y el terrible embargo de Estados Unidos sumieron a Cuba en una profunda crisis económica. La población comenzó a salir en masa en balsas rumbo a Florida. La organización "Hermanos al rescate", fundada por Basulto, "se aprovechaba de los balseros para lanzar una campaña de propaganda contra Cuba", denuncia René.

“Nos encargaron obtener información sobre las bombas y sobre el origen del dinero“

La tensión aumentaba. Fernando González, uno de "los Cinco Cubanos" revela que, "sabíamos que existían esos grupos en Miami que querían hacernos daño". Los atentados en La Habana se sucedían y dañaban el turismo, el pilar más valioso para el régimen de Castro. "Enseguida nos encargaron obtener información sobre las bombas y sobre el origen del dinero", continúa el espía. Pero el gobierno estadounidense organizó una serie de redadas contra los agentes secretos cubanos.

El espa Gerardo Hernndez fue arrestado y condenado en Estados Unidos

El gobierno estadounidense desmanteló la red de espionaje Avispa y el agente secreto Gerardo Hernández fue condenado a dos cadenas perpetuas y 15 años más. © Gambit Pictures / Eagle Hill films

El 12 de septiembre de 1998, el FBI arrestó a 10 espías de la inteligencia cubana, entre ellos a los "Cinco Cubanos". "Nos declararon culpables de todos los cargos y nos aplicaron las máximas sentencias", explica el líder del grupo, Gerardo Hernández. El gobierno de Estados Unidos y los exiliados anticastristas consideraron las detenciones todo un triunfo contra el espionaje cubano en Florida.

“¿Desde cuándo juzgamos a los espías extranjeros? Los deportamos“

Este juicio sigue siendo el mayor caso de espionaje con múltiples acusados jamás juzgado en Estados Unidos. "¿Desde cuándo juzgamos a los espías extranjeros?" se pregunta Jack Blumenfeld, abogado defensor del espía Antonio Guerrero. "Los deportamos", responde con contundencia.

Entre 2011 y 2014, los "Cinco Cubanos" fueron liberados. Cuba los recibió y condecoró como verdaderos héroes. Para los que viven a 150 kilómetros al norte, en Florida, se trata de auténticos enemigos.

Solidaridad
Ciudad del Vaticano, 15 abr (Prensa Latina) El Héroe de la República de Cuba Ramón Labañino se reunió en el Vaticano con el cardenal Francesco Coccopalmerio, presidente emérito del Pontificio Consejo para los...
Roma, 13 abr (Prensa Latina) El Héroe de la República de Cuba, Ramón Labañino, participó hoy aquí en un emotivo acto organizado por agrupaciones solidarias con la nación caribeña, donde agradeci...
Asociación Nacional de Amistad Italia-Cuba  / Cubainformación...
Lo último
La Columna
ILP
Gerardo Moyá Noguera*.- El pasado día 9 de abril  se presentó en el parlamento en Bruselas la iniciativa  legislativa popular, sí, popular..Han oído y leído bien?  con la única pretensi&...
La Revista