Artex: 35 años de aportes al arte y la cultura de la nación

Marianela Dufflar

Cubadebate

Entre jornadas de actividades artísticas en comunidades y centros culturales del país, ferias, ensayos de bailadores de casino del proyecto Retomando el Son con vistas a lograr el Récord Guinness y reconocimientos a fundadores, artistas y trabajadores que con su empeño y profesionalidad han contribuido a su desarrollo, arriba este lunes a su aniversario 35 Artex, Promociones Artísticas y Literarias, empresa dedicada a la promoción y comercialización del producto cultural cubano.

La génesis se remonta a una idea del entonces ministro de Cultura, Armando Hard Dávalos, a raíz de la necesidad de crear una sociedad mercantil cubana para gestionar, producir, promover y comercializar hacia el exterior la obra de artistas cubanos dedicados a interpretar la música en vivo, los espectáculos, la danza y el arte circense, contribuyendo con sus aportes al desarrollo de los programas culturales del país, actividades que se venían realizando desde la Agencia Cubartista.

El proyecto se materializó el 1 de abril de 1989 y con solo 48 trabajadores se fue cimentando el presente que la convierte en la mayor empresa de la cultura cubana, conformada por más de 4 000 trabajadores que integran las diversas líneas de negocio conformadas por siete agencias, entre ellas las de representaciones artísticas Musicalia y Clave Cubana; Bis Music, casa discográfica y editora musical; Soy Cubano, agencia exportadora; Ediciones Cubanas, sello editorial que comercializa libros físicos y digitales; D´Arte, encargada de brindar servicios profesionales y técnicos en diferentes modalidades, y Paradiso, única agencia de turismo cultural en Cuba.

A estas se unen la División Comercial Lauros, principal importadora del Ministerio de Cultura; la División Logística, 15 sucursales, más de 260 tiendas y más de 80 centros culturales y buroes de turismo, que abarcan todo el territorio nacional y están presentes, además, en los principales polos turísticos y aeropuertos.

En estos años, Artex ha ampliado su alcance y objetivos a nivel nacional e internacional, logrando resultados artísticos, profesionales, económicos, políticos y sociales relevantes gracias a la unión de sus trabajadores, músicos, artistas de la plástica, escritores y artesanos, que han mantenido los objetivos originales y los valores de sus fundadores.

Entre sus hitos están ser la primera institución en presentar el CD como soporte al mercado, obtener el primer Grammy Latino en la categoría de mejor álbum folklórico a un disco producido por una disquera cubana, crear la primera tienda especializada en música y la mayor tienda especializada en productos culturales, obtener el Primer Gran Premio de Cubadisco 2019 al DVD Dos leyendas: De Revé a Van Van, compilatorio del megaconcierto que ofrecieron esas orquestas insignias de la música cubana en la Ciudad Deportiva habanera, y ser la primera empresa de la cultura en incursionar en el comercio electrónico al crear en 2001 la agencia Soy Cubano.

A ellos se suman la creación del proyecto Arte en Casa, producto líder que insertó, en diferentes soportes utilitarios y decorativos, obras de arte aplicadas creadas por importantes artistas de la plástica cubana contemporánea y colecciones de arte cubano y universal del Museo de Bellas Artes, y ser la primera empresa en diseñar sus centros culturales con temáticas artísticas: Fresa y Chocolate, Barbarám Pepito´s Bar, Submarino Amarillo y Sala Juan Formell del Sauce.

A la lista se unen la fundación y materialización de proyectos como Artex por los Barrios, Festival Gastronómico Cultural, Hoy como Ayer, La Clave del Éxito, Baila en Cuba y el Encuentro Internacional de Academias de Bailes y Bailadores de Casino, y contar en sus catálogos con las orquestas y artistas de mayor popularidad y convocatoria en el país, premios nacionales de literatura y artes plásticas, así como personalidades e iconos de la cultura.

Formando parte de la vida e historia de la nación, Promociones Artísticas y Literarias ha enfrentado situaciones difíciles y tensas durante estos años. En primer lugar, el recrudecimiento del bloqueo, impidiendo el desarrollo normal de sus líneas de negocios a nivel internacional. También ha vivido los tiempos de huracanes y carencias. Sin embargo, seguir apostando por la calidad y mantener la unidad dentro de su diversidad han permitido a los artistas y trabajadores seguir adelante.

Mención especial dentro de los retos asumidos para la pandemia: los centros culturales se convirtieron en vacunatorios, en sets de programas de televisión, y aun en condiciones muy tensas nunca se renunció a comercializar, elaborar ofertas de alimentos y llevar productos culturales de la red de tiendas a centros de trabajo o de aislamiento, asentamientos, comunidades y hospitales, además de brindar servicios a la población.

Los músicos protagonizaron memorables conciertos en línea, se presentaron libros en las plataformas digitales y Bis Music creó programas de gran alcance, como Súmate a mi Show.

La pandemia convocó a todos a la creatividad y el humanismo, permitiendo protagonizar proyectos que hoy se mantienen vigentes, obligando a rediseñar la estrategia de trabajo de Artex en la comercialización y la gestión racional del capital humano.

Por vez primera, fueron organizadas las atenciones a comunidades como San Miguel del Padrón, contribuyendo a su reanimación social y cultural, un proyecto que se mantiene y al que se suman hoy las guerrillas culturales.

Al arribar a este aniversario, no se puede dejar de mencionar a los jóvenes, el 43% de la empresa, una buena parte de ellos formando parte de las unidades y agrupaciones artísticas pertenecientes a los catálogos de las agencias y otras integrando la fuerza laboral.

Son jóvenes que siguen dando muestras de compromiso con la empresa y la cultura cubana. En ellos está la responsabilidad de mantener la memoria histórica de Promociones Artísticas y Literarias, los valores alcanzados y el futuro.

Entre prioridades y retos para Artex se cuentan seguir desarrollando proyectos; reanimar la vida cultural del país y sus comunidades; participar de manera activa en el Programa Nacional para el Adelanto de las Mujeres; contribuir a la restauración de obras sociales; mantener las donaciones y visitas al hospital oncológico, a escuelas de niños sin amparo filiar, a la escuela especial Solidaridad con Panamá; producir conciertos en territorios azotados por ciclones o desastres naturales.

Y es que independientemente de su misión como institución, dentro de sus objetivos está tributar con su labor al deber sagrado de tomar partido y actuar de manera activa por el mejoramiento de la sociedad, la economía, la política cultural y los valores humanos de la nación.

Es así como llega a 35 años de fructífera existencia la institución que tiene entre sus mayores fortalezas el compromiso, la responsabilidad, disciplina, unidad y esfuerzo cotidiano de hombres y mujeres, desde sus fundadores hasta el más joven de reciente incorporación, que lo han dado todo por mantener el liderazgo y prestigio alcanzados en la promoción y comercialización del producto cultural cubano, preservando los valores, la identidad y cultura del país.

Cuba
Buena Fe.- La canción Carne, es una reflexión sobre las asimcronías entre la auto percepción sobre dimensionada y la verdaderas capacidades. Una canción sobre los anacronismos. Las vanidades sin sustento y tambi&eac...
Santa Clara, Cuba, 15 abr (Prensa Latina) El XXXI Festival de Cine en la Montaña, Plan Turquino Bamburanao, atrae hoy a cientos de personas de las zonas rurales de la provincia central cubana de Villa Clara....
Lo último
La Columna
La Revista