Cubavisión Internacional.- El Proyecto Palomas, Casa Productora de Audiovisuales en Cuba, cumple este lunes su vigésimo aniversario. La defensa de la diversidad y el fomento de una cultura de paz constituyen bases esenciales de su trabajo para el activismo social.


Palomas, un vuelo de 20 años

La Casa de Audiovisuales para el activismo social ha hecho importantes aportes al debate social, a partir de sus realizaciones, que abordan problemáticas de la Cuba actual

Raquel Sierra Liriano

Tribuna de La Habana

Mujeres sobrevivientes a dos pandemias, Ellas…sus cuidados y cuidadoras, Mujeres…los poderes vitales del éxito, Mujeres… la hora dorada, Mujeres…de la basura al bienestar, son algunos títulos de la documentalística cubana que han movido hacia las salas de cine a decenas de personas. Llevan el sello característico del Proyecto Palomas. Casa de Audiovisuales para el activismo social que llega este junio a su aniversario 20.

Para los ojos externos, su pequeño equipo, hoy de 16 personas, ha hecho mucho: poner sobre el tapete temas y problemáticas de las que no se hablaba o habla, o se hablaba, y habla, poco. Sin embargo, su aniversario no es de celebración.

Lizette Vila, su directora general, apunta como “presupuestos de Palomas, esas ideas que les dieron origen a este proyecto plural, holístico, de discurso traslúcido y de interseccionalidad, como guía para contar nuestras historias y verter esa democracia humana que se debe reflejar”.

En estos 20 años, considera, el proyecto “no ha cumplido su inspiración original, porque todavía existen las desigualdades. Palomaa llegará a esa culminación de su labor por la justicia de género, social y ambiental cuando ya no tenga que contar esas historias de vida”.

“No estamos celebrando nada, estamos reconociéndonos desde lo interior,  qué nos falta, porque el dolor es muy grande”, señaló.

En 20 años, contra viento y marea, en medio de circunstancias financieras y de producción escabrosas, las mentes y las máquinas no han parado. Han conseguido concluir más de ochenta audiovisuales, “no solamente del género documental, sino también de una comunicación estratégica que servía y sirve como fundamento para crear conocimientos, para intercambiar también desde los conocimientos en temas de la ciencias sociales, políticas, económicas y de la salud, entre otras”, dijo Vila. Todo ello, con una mirada y una poética propias, que dicta pautas y llega a los corazones, pone a reflexionar a quienes observan los audiovisuales en la sala oscura y, no de ahora, hace sonar las alarmas sociales.

Según compartió la realizadora, las temáticas que han abordado “surgen de la propia vida que tiene Palomas, ese día a día en que recibimos a tantas personas, que vienen a contar sus historias, a que les acompañemos y,  en la mayoría de los casos, tengo que decir con mucho pesar, no muchas han sido resueltas”. Son temas, dijo,  “que traen de dolor, desesperanza, denuncia y necesidad de reparación, comienzan a ser parte de ese reservorio de asuntos importantes de las realidades cubanas”.

Según dijo la creadora, Palomas practica desde hace años el artivismo, término que unió al arte, las manifestaciones artísticas y las artes visuales, fusionado con el activismo social.

Para la realización de sus audiovisuales, Palomas ha tenido el acompañamiento de instituciones y organizaciones no gobernamentales nacionales e internacionales y de proyectos de embajadas radicadas en Cuba.

En estos 20 años, hemos cumplido con esos propósitos fundacionales de resaltar y entregar -hasta donde lleguemos-, a las políticas públicas de nuestra nación esas realidades que están todavía tan en los bordes y que no encuentran ese rumbo, ese recorrido de soluciones y esas demandas se van sumando y son las deudas que siente también Palomas, no solamente a las personas que sufren, sino también a la nación cubana”, porque uno de sus postulados fundacionales era darle curso a esas demandas y que también tuvieran resultados satisfactorios y “ahí hay una grieta muy profunda”, destacó.

Palomas, para no pocos ha sido una escuela. De acuerdo con la realizadora, en sus dos décadas, han entrado y salido diferentes personas, sobre todo jóvenes que se han formado y han cogido el rumbo que han querido tomar, pero sí han cogido el rumbo muy bien preparados. Incluso los no tan jóvenes,  apunta, “se forjaron en los temas de la igualdad, de la justicia de género, social y la ambiental y se nutrieron de toda esta capacidad de solidaridad que ha intentado tener Palomas y a lo que se ha consagrado en estos 20 años”.

Según Sergio Cabrera, coordinador general del proyecto, destaca que el acompañamiento tiene un alcance hasta diferentes instituciones que les solicitan talleres, proyeccción de sus documentales.

Igualmente, destacó,  han intentado poner en los espacios públicos conceptos que pueden iluminar a las políticas públicas. “Palomas se ha caracterizado por romper esos esquemas e introducir términos como la resiliencia de las cubanas y los cubanos, las masculinidades críticas y la defensa de esa mirada interseccional, para que las políticas públicas puedan entender que las vidas no son números, que existen muchas realidades que pasan no solamente por las historias, sino también por las situaciones que las personas tienen a su alrededor”.

Incansables, en tiempos de pandemia crearon en Whatsapp el grupo Acontecer de Palomas, que ha permitido conectar personas y dar solución a necesidades de medicamentos, a partir del intercambio y de donaciones de cubanas y cubanos de buena voluntad, quienes, en medio de las carencias, han hallado en sus hogares tabletas y otros recursos que demandaban enfermos a lo largo de toda Cuba.

El mayor reto para este colectivo es seguir volando, tendiendo puentes, destapando brechas, mientras les queden historias por contar.

 

Lizette Vila: mujer y «artivista»

Cuba
Radio Euskadi / EiTB.- Hoy en la sección de la musicóloga cubana Gloria Torres Lafont, que nos acerca la música cubana hasta aquí, nos visita el joven cantante de tan solo 13 años Miguel Esteban Sánchez....
CREART: Ministerio de Cultura de Cuba.- Hasta las comunidades habaneras llegó el espectáculo musical La Fiesta de Gato y Pon, un regalo para los más pequeños de casa en este modo verano....
Cubavisión Internacional.- Ya casi llegan los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de París 2024 y Cubavisión Internacional se acerca al músico Christopher Simpson, autor de la canción que acompañar&...
Lo último
La Columna
La Revista